Bolivia: La pobreza sigue y la demagogia vive

bomaher
Mensajes: 395
Registrado: Lun Jun 22, 2020 1:02 am

Bolivia: La pobreza sigue y la demagogia vive

Mensaje por bomaher »

La pobreza sigue y la demagogia vive

En varios tramos de las carreteras de Bolivia es usual ver a niños estirando las manos limosneras.
Desde las ventanilla de los autobuses interdepartamentales los pasajeros les arrojan panes o alguna fruta.

Es la Bolivia profunda a la que no ha llegado el cacareado "proceso de cambio", a pesar de que en 14 años de la era masista el país recibió ingentes cantidades de dinero por la exportación de materias primas.

El hambre y abandono de estos niños no se justifica si el jefazo cree que las suple con la construcción de 1.200 canchitas con césped, o los elefantíasicos palacios del Ejecutivo y Legislativo en La Paz, las inútiles fábricas improductivas (como las de Bermejo y la de úrea), su museo personal en Orinoca, etc.

Durante su mandato recorrió el mundo, invitado y sin invitación, sin ton ni son, despilfarrando millones de dólares...

...Y la situación de estos niños, de las familias campesinas pobres del norte de Potosi, del Chaco profundo, etc. sigue igual. Y va para peor, ahora que empezará a sentirse el efecto del colosal despilfarro.

Quien autorizó con su firma esos gastos inútiles, es hoy presidente-testaferro del ígnaro-futbolista. Y, aunque está rascando la olla, porque la "platitaaaa" ya no hay, sigue malgastando lo poco que queda.

¿O son gratuitas las concentraciones para celebrar el 22 de enero, como si fuera una fecha patria?
Si alguien quisiera traer del interior a La Paz a su familia, ¿sabe lo que le costaria en pasajes y hospedaje de un par de días, aún tratándose de un grupo pequeño?

Imaginen lo que cuesta trasladar a miles a La Paz para desfilar y la concentración programadas para mañana. Y ese no es dinero de los bolsillos del testaferro gobernante y sus compinches, sino es dinero de los bolivianos, de los que pagamos impuestos.

Muchos "hallallas" atronarán el cielo paceño, pero todo seguirá igual para estos niños al borde de las carreteras del país. ¿O me equivoco?

Responder