Simplemente increíble

bomaher
Mensajes: 230
Registrado: Lun Jun 22, 2020 1:02 am

Simplemente increíble

Mensaje por bomaher »

Simplemente increíble

Por Hernán Maldonado

Hoy deliberadamente me alejé de las redes sociales para no dejarme llevar por la bronca.

Una de las grandes enseñanzas que aprendí cuando me iniciaba en el periodismo es que uno debe despojarse de todo sentimiento porque se escribe para moros y cristianos. La objetividad, ante todo, era la consigna.

En la United Press International, el jefe de informaciones, Paul Varian, inculcaba que a un soldado que no domina sus emociones, se lo fusila, pero que a un periodista, solo se lo echa de una redacción.

Todo esto he considerado en las últimas horas al saber que el ígnaro que gobernó Bolivia por 14 años (y que lo sigue haciendo solapadamente) justificó la invasión de Ucrania por parte de sus amos rusos.

Para el caudillo cocalero, su socio Vladimir Putin, no invade sino que “sienta soberanía” en un territorio que considera es propio.

Por supuesto que Evo Morales se refiere al hecho de que la mayor parte de la población ucraniana es de habla rusa, con regiones del este de ese país completamente prorrusas.

Con esta infame “teoría”, el caudillo cocalero justifica también la invasión de Chile a Bolivia que en 1879 se apoderó de del Litoral, porque ciertamente el territorio estaba ocupado mayormente por empresas salitreras y ciudadanos chilenos. A su juicio, por extensión, el gobierno de Santiago solo “sentó soberanía” en ese territorio… ¿?

Morales de un tirón echó a la basura el reclamo boliviano de casi 150 años de que perdió su Litoral por una invasión. Para el infeliz, Chile solo “sentó soberanía”. ¿No es para vomitar?

El régimen de su testaferro primero condenó en la Asamblea de la ONU la invasión a Ucrania, aunque no terminantemente, pero a la hora de la votación se abstuvo cobardemente.

Morales le hizo perder a Bolivia definitivamente la salida al mar al haber llevado al país (contra el criterio de expertos internacionalistas), ante la Corte Internacional de Justicia para que Chile se sentara a negociar. Fracaso rotundo.

Semejante descalabro era para sentar en el banquillo de los acusados al ígnaro cocalero, pero no pasó nada. Los militares mostraron una cobardía canalla (quizás felices por ser el único sector público del país en gozar de jubilación completa).

Ahora resulta que (por extensión) Chile solo “sentó soberanía” en el Litoral y nadie dice nada ¿O si?

Mejor no sigo porque al tocar este tema "me sale espuma por la boca” (Pedro Shimose dixit)

Responder